Un recuerdo para un grande

A Sangchili no le hacía falta el título de Europa para llegar a lo más alto. Boxeaba de tú a tú con los mejores en los cuadriláteros de medio mundo. Tras pelear con “Panamá” Al Brown, “La araña negra”, sin título en juego, y hacer nulo en la plaza de Toros de Valencia el 18 de marzo de 1935, en la tradicional velada de San José, llega la oportunidad mundial con el mismo púgil. El título mundial IBU del peso gallo ahora sí estaba en juego. El campeón recibe 50.000 pesetas de bolsa, por 1.000 pesetas para el español. Brown no se preparó a conciencia ya que le gustaban mucho las fiestas, y el valenciano aprovechó la oportunidad para proclamarse campeón mundial, tras vencer por puntos en quince asaltos el 1 de junio de 1935. En aquellos tiempos el boxeo estaba confuso y había varios organismos que hacían campeonatos mundiales. El 29 de junio de 1936 ante el norteamericano Tony Martino en Nueva York, Sangchilli pierde por K.O. en el decimocuarto asalto el título mundial de los gallos, alegando que le habían narcotizado. En 1937 está inactivo, y el 4 de marzo de 1938, ante Al Brown nuevamente, esta vez en París (Francia), pierde por puntos la posibilidad de ser nuevamente campeón mundial del peso gallo, en decisión polémica de los jueces.
Colgó los guantes en 1939 tras proclamarse nuevamente Campeón de España del peso gallo. Sangchilli contrajo matrimonio con una trapecista francesa y se enroló en el circo, donde realizaba espectaculares exhibiciones de salto de comba. También abrió un gimnasio en Torrente (Valencia) y se convirtió en preparador y mánager de boxeadores.
Un trágico accidente doméstico se lo llevó para siempre el 2 de septiembre de 1992 en la Villa Sangchili de su localidad natal, la casa que había comprado en su época de campeón.

Emilio Marquiegui – Julio González

Valenciaboxing

Un pensamiento en “Un recuerdo para un grande

  1. Un recuerdo para ese gran campeón valenciano. Gracias por este pequeño homenaje.
    un saludo.

Los comentarios están cerrados.